Los beneficios para la salud de los champiñones

Los hongos pueden ser otro súper alimento delicioso para agregar a la lista de alimentos que han demostrado científicamente tener poderosas propiedades para combatir enfermedades. Una serie de alimentos, como pescado, nueces, soja, vino y plátanos pueden ayudarlo a enriquecer su dieta para prevenir el accidente cerebrovascular. Los hongos son únicos, sin embargo, porque tienen tantas acciones identificadas de lucha contra golpes que pueden combatir el ataque cerebral desde muchas direcciones diferentes.

Averigüe más sobre cómo funcionan los hongos para ayudar a reducir su riesgo de apoplejía.

Los hongos reducen su colesterol

Los hongos se han acreditado con la reducción del colesterol. A diferencia de la mayoría de los alimentos abundantes y satisfactorios, los hongos no contienen colesterol. La acumulación de colesterol en el cuerpo es una de las principales causas de accidente cerebrovascular porque los altos niveles de colesterol en la sangre aumentan la probabilidad de formación de coágulos sanguíneos peligrosos, que pueden formarse en el cerebro o viajar desde el corazón para bloquear los vasos sanguíneos en el cerebro, lo que resulta en carrera.

Los hongos tienen propiedades antioxidantes

Los hongos han demostrado tener propiedades antioxidantes. El daño tóxico durante un ataque desencadena una cascada dañina de eventos químicos que destruyen las células cerebrales. Los antioxidantes pueden ayudar a reducir ese daño. Lo que es más importante, muchas personas sufren de mini accidentes cerebrovasculares pequeños o de movimientos silenciosos, que pueden agregarse para producir problemas graves a largo plazo, como la demencia.

Los trazos silenciosos son exactamente como suenan: trazos silenciosos e invisibles que las personas tienen sin siquiera darse cuenta. Los antioxidantes pueden reducir el daño de los accidentes cerebrovasculares silenciosos al combatir los efectos de la isquemia cerebral.

Los hongos tienen efectos antiinflamatorios naturales

Inflamación juega un papel en dañar los vasos sanguíneos, lo que lleva a la enfermedad cerebrovascular y enfermedades del corazón, y aumentar la tendencia a la coagulación de la sangre nociva del cuerpo.

La inflamación también agrava el daño neurotóxico de un accidente cerebrovascular. Los champiñones tienen efectos antiinflamatorios que no son tan potentes como los efectos antiinflamatorios de los medicamentos fabricados farmacéuticamente como la aspirina. La acción antiinflamatoria moderada de los hongos es una valiosa herramienta de prevención de accidentes cerebrovasculares porque todos los medicamentos antiinflamatorios tienen efectos secundarios y, por lo tanto, pueden no ser seguros para todos, mientras que los hongos proporcionan una acción antiinflamatoria segura y natural.

Los hongos son un alimento bajo en sal

Los hongos son inherentemente bajos en contenido de sal. La hipertensión es una de las principales causas que contribuyen al accidente cerebrovascular. Se ha demostrado que el exceso de sal contribuye a la hipertensión y se ha demostrado que los alimentos bajos en sal ayudan a prevenir la exacerbación de la hipertensión. Algunas personas son más propensas a la presión arterial alta que otras y deben restringir su consumo de sal. Hay una serie de maneras de reducir la sal en su dieta y el uso de ingredientes sabrosos y bajos en sal, como los hongos, es uno de los métodos más efectivos.

Los hongos son ricos en potasio has recientemente se ha demostrado científicamente que el potasio disminuye el riesgo de accidente cerebrovascular, especialmente en el caso de las mujeres. La mayoría de las personas no obtienen suficiente potasio en sus dietas, por lo que es bueno estar atentos a los alimentos ricos en este valioso mineral.

Los hongos no son dañinos para usted

Muchos de los alimentos, bebidas y vitaminas que se ha demostrado que ayudan a prevenir el accidente cerebrovascular también han causado efectos nocivos para el cuerpo en dosis altas.

Champiñones y comida francesa

Por cierto, los hongos son conocidos como un alimento básico en la cocina francesa. Francia es un país con una tasa de apoplejía excepcionalmente baja, y una de las explicaciones es que la dieta francesa, que frecuentemente incorpora hongos, es uno de los factores que contribuyen a la baja tasa de apoplejía en Francia.

Like this post? Please share to your friends: