¿Puede agregar cebada a su dieta para ayudar a reducir su colesterol?

¿Puede agregar cebada a su dieta para ayudar a reducir su colesterol?

La cebada es un grano integral que se puede comer solo o incorporado en muchos alimentos. Utilizado principalmente en la industria del malteado y para la alimentación del ganado, la cebada no se utilizaba previamente tanto como una fuente de alimento en los seres humanos. Sin embargo, debido a sus beneficios saludables, la cebada se está incorporando cada vez más en dietas balanceadas. Los estudios han demostrado muchos efectos beneficiosos para la salud de incluir la cebada en su dieta, como la mejora de la salud digestiva y ayudar a mejorar los niveles de glucosa en la sangre en diabéticos y la salud del corazón.

Estudios recientes también han indicado que la cebada puede ser útil para mantener sus niveles de colesterol bajo control.

¿Funciona Barley?

Aunque la cebada contiene vitaminas y antioxidantes, también contiene una importante fibra soluble llamada beta-glucano. Esta fibra saludable para el corazón ayuda a reducir los niveles de colesterol y también se encuentra en otros granos, como la avena. Se cree que el betaglucano reduce la absorción de colesterol y grasa en el torrente sanguíneo.

Los estudios que examinan la cebada y su fibra saludable para el corazón, beta-glucano, revelan que la ingesta diaria de aproximadamente 3 a 10 gramos de beta-glucano puede ayudar a reducir el colesterol total entre 14 y 20%. Además, el colesterol LDL se redujo entre 3 y 24% en estos estudios y los triglicéridos se redujeron en cualquier lugar entre 6 y 16%. HDL, por otro lado, no se vio significativamente afectado por la ingesta de cebada en la mayoría de los estudios.

La capacidad de disminución de lípidos de la cebada aumentó con un mayor consumo de cebada.

Sin embargo, el aumento del consumo de fibra soluble también causó que algunas personas en estos estudios experimenten efectos secundarios desagradables, como hinchazón, flatulencia, malestar abdominal y sensación de saciedad durante y después de las comidas.

Es importante tener en cuenta que hay otros estudios en los que los participantes no vieron una diferencia apreciable en los niveles de colesterol cuando la cebada se consumió como parte de su dieta.

Estos estudios examinaron individuos que consumían entre 2 y 10 gramos de beta-glucano de la cebada diariamente.

¿Cuánto debo consumir?

Según la investigación disponible y la FDA, necesitaría consumir al menos 3 gramos de beta-glucano para ver los efectos reductores del colesterol de la cebada. Se estima que aproximadamente una taza de cebada perlada cocida es igual a 2,5 gramos de fibra beta-glucano, mientras que una media taza de copos de cebada equivale a aproximadamente dos gramos de beta-glucano. Eso significa que para ver los resultados encontrados en algunos de estos estudios, necesitarás consumir al menos más de una taza de cebada cocida por día, o usar más de la mitad de una taza de copos de cebada en algunos de los alimentos que preparas. Siempre revise sus etiquetas de alimentos si tiene dudas sobre el contenido de beta-glucano.

Hay muchas formas en que puede incluir cebada en su dieta para reducir el colesterol. La cebada se puede usar como un cereal tibio para el desayuno, incluida en sus ensaladas y guarniciones, o agregada a sus entradas.

The Bottom Line

La cebada parece ser un ingrediente saludable para el corazón que se puede agregar a su dieta si está buscando ayudar a controlar sus niveles de colesterol. La Administración de Alimentos y Medicamentos también ha reconocido el beneficio para la salud cardiaca de la cebada al permitir que se coloque una declaración de propiedades saludables en sus envases, indicando que la fibra soluble contenida en los alimentos puede ayudar a reducir el riesgo de enfermedad cardíaca.

La mayoría de los estudios que examinaron el efecto de la cebada en los niveles de colesterol examinaron individuos que ya tenían niveles de colesterol moderadamente altos, por lo que no se sabe si los niveles de colesterol pueden bajar más en aquellas personas cuyos niveles de colesterol se encuentran dentro de un rango saludable. No obstante, las vitaminas y la fibra soluble contenidas en esta fibra saludable para el corazón pueden ser una adición beneficiosa a cualquier dieta saludable. Sin embargo, si tiene ciertas afecciones médicas, como síndrome de intestino irritable o enfermedad celíaca, consumir cebada puede agravar estas afecciones, por lo que debe consultar con su médico sobre alternativas si está interesado en incluir fibras saludables para el corazón en su dieta.

Like this post? Please share to your friends: