Qué debe saber sobre la enfermedad de Kukuchi

Qué debe saber sobre la enfermedad de Kukuchi

La enfermedad de Kikuchi, también llamada linfadenitis necrotizante histiocítica o enfermedad de Kikuchi-Fujimoto, es una enfermedad que afecta los ganglios linfáticos y causa inflamación de los ganglios linfáticos. Aún se desconoce la causa exacta de la enfermedad, aunque algunos investigadores han sugerido que es una infección o un trastorno autoinmune. La teoría más aceptada por los expertos es que la enfermedad de Kikuchi es el resultado de uno o más agentes no identificados que desencadenan un proceso autoinmune autolimitado.

Se cree que estos agentes incluyen agentes infecciosos, químicos, plásticos y neoplásicos (crecimiento anormal del tejido).

Quién está en riesgo disease La enfermedad de Kikuchi se describió por primera vez en Japón en 1972, pero desde entonces se ha reportado en todo el mundo en todas las razas. Antes se pensaba que la enfermedad de Kikuchi afectaba a más mujeres que hombres, sin embargo, la evidencia más reciente sugiere que no es más probable que afecte a un sexo más que a otro. La enfermedad de Kikuchi ocurre en un amplio rango de edad, pero generalmente afecta a adultos jóvenes de entre 20 y 30 años.

Síntomas

La enfermedad de Kikuchi generalmente toma la forma de inflamación de los ganglios linfáticos. En el 80 por ciento de las personas con la enfermedad, los ganglios linfáticos en uno o ambos lados del cuello generalmente se ven afectados. La mayoría de las veces, estos son los únicos ganglios linfáticos afectados. Los ganglios linfáticos son indoloros, duros y de alrededor de 2-3 cm de diámetro. Alrededor de la mitad de las personas con la enfermedad de Kikuchi desarrollan fiebre y síntomas parecidos a la gripe.

Puede aparecer una erupción roja en hasta 30 por ciento de las personas.

Diagnóstico

Un ultrasonido, una tomografía computarizada o una resonancia magnética pueden confirmar la presencia de ganglios linfáticos agrandados pero no pueden confirmar el diagnóstico. Sacar una muestra de un ganglio linfático tampoco puede confirmar el diagnóstico. Debido a sus síntomas y debido a que es muy difícil de diagnosticar, la enfermedad de Kikuchi a menudo se confunde con linfoma o lupus eritematoso sistémico.

La única forma de saber con certeza si sus síntomas son de la enfermedad de Kikuchi es que su médico le quite un ganglio linfático y examine los tejidos que contiene. Afortunadamente, a diferencia del linfoma y el lupus, la enfermedad de Kikuchi no es potencialmente mortal ni crónica por naturaleza.

Opciones de tratamiento

El tratamiento para la enfermedad de Kikuchi consiste en aliviar la fiebre, los síntomas de la gripe o la sensibilidad de los ganglios linfáticos. Los medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) como el ibuprofeno pueden ayudar con estos síntomas. La enfermedad de Kikuchi por lo general desaparecerá por sí sola dentro de uno a seis meses.

Like this post? Please share to your friends: